La Casa Blanca tomará medidas para combatir a los trolls de patentes

Alberto Ballestin
A. Ballestin|06.05.13

Sponsored Links

La Casa Blanca tomará medidas para combatir a los trolls de patentes
La Casa Blanca anuncia medidas para combatir a los trolls de patentes
Dice la teoría que las patentes existen para recompensar a las personas y empresas que se atreven a innovar, protegiendo sus inversiones y ofreciendo la posibilidad de obtener réditos licenciando sus invenciones a las compañías interesadas en desarrollar o implementar dichas ideas. En la práctica, las cosas son un poco más turbias. Desde hace años los trolls de patentes han logrado hacer de la propiedad intelectual no una herramienta para compensar a los inventores, sino en un cepo que estrangula a las pequeñas empresas y coarta la innovación.

En lugar de crear nuevas tecnologías y comercializarlas, estas desagradables criaturas cavernarias se dedican a comprar patentes ya existentes a granel, cuanto más vagas mejor, para después ir llamando a las puertas de las compañías amenazando con demandarlas si no acceden a licenciarlas por una jugosa suma de dinero. Aunque ocasionalmente algún troll envalentonado se atreve con alguna de las principales empresas de la industria, por regla general sus víctimas son pequeñas start-ups sin los recursos necesarios para defenderse en los tribunales, lo que pone en peligro el futuro de la industria. La situación ha llegado a tales extremos que la Casa Blanca ha decidido tomar cartas en el asunto.

Viendo que los trolls de patentes son dañinos para el crecimiento del sector tecnológico de los Estados Unidos, la Casa Blanca ha redactado una serie de medidas ejecutivas y otras legislativas que serán enviadas al Congreso para ser expandidas y tratar de poner freno a los abusos del sistema de patentes. El texto no busca introducir una reforma completa en la legislación de patentes del país, sino simplemente tapar los agujeros por los que se cuelan los trolls.

Las propuestas ejecutivas son cinco, y van desde la necesidad de hacer que los propietarios de las patentes sean fácilmente identificables (a los trolls les encanta ocultar su identidad real utilizando sociedades fantasma, lo que crea toda clase de retrasos y complicaciones a los abogados de sus víctimas) a hacer necesario que las patentes describan la forma específica en la que se realiza una acción, en lugar de dar por válidas todas las formas posibles. Las otras medidas contemplan la simplificación de los trámites para prohibir la venta de productos importados que infringen las patentes registradas en los Estados Unidos (como es básicamente cualquier producto electrónico de consumo), una mayor colaboración con expertos, "grandes pensadores" y "miembros de la comunidad" para solucionar "los problemas sistémicos" en la oficina de patentes, y la imposibilidad de demandar a los usuarios finales de un producto simplemente por utilizarlo como es debido, puesto que algunos trolls han comenzado a atacar directamente a compañías y consumidores por usar tecnologías que supuestamente infringen sus patentes.

Estas propuestas no servirán para resolver la acrimonia perpetua entre colosos como Apple, Samsung, Google o Microsoft, pero podrían conseguir que muchas empresas más pequeñas puedan trabajar en proyectos novedosos sin miedo a ser demandadas por la más vaga de las menudencias. Y de paso, hará la portada de Engadget un lugar más acogedor.

[Vía The Wall Street Journal]
All products recommended by Engadget are selected by our editorial team, independent of our parent company. Some of our stories include affiliate links. If you buy something through one of these links, we may earn an affiliate commission.
Popular on Engadget