24 horas con el iPhone 7 Plus: lo mejor y lo peor

El 7 (Plus) ya está aquí.
Drita
Drita|09.16.16

Sponsored Links

Drita
September 16th, 2016
24 horas con el iPhone 7 Plus: lo mejor y lo peor

Hoy se han puesto a la venta nuevos iPhone 7 y iPhone 7 Plus, por tanto, no se me ocurre un mejor momento para contarte por aquí cuáles han sido mis primeras impresiones tras pasar 24 horas con el tope de gama de la familia telefónica manzanera. El iPhone 7 Plus destaca sobre su hermano por tener una pantalla más amplia, un cuerpo por tanto más grande, una batería superior y, sobre todo, un nuevo sistema fotográfico dual. Si quieres empezar a conocerlo, estás en el lugar indicado. Continúa leyendo.

Lo peor

· El iPhone 7 Plus cayó ayer en mis manos luciendo un diseño con el que viví un déjà vu bastante incómodo. Como sabrás ya, Apple esta vez no se ha calentado mucho (por no decir nada) la cabeza a la hora de dibujar el nuevo iPhone, hasta tal punto que el frontal del 7 Plus es una copia prácticamente exacta del iPhone 6s Plus. Juega encima a favor de esta sensación el hecho de que el actual 6s Plus que poseo es de color oro rosa –como la unidad que nos ocupa ahora- lo que ha hecho aún más descarada la similitud de ambos teléfonos. Si me los dejan bocarriba en la mesa, no soy capaz de diferenciarlos.

· Sí, Apple ha conseguido hacer desaparecer las bandas de las antenas en las carcasas de sus aclamados modelos Negro Brillante (ese unicornio) y Negro Mate, pero se ha olvidado por completo de hacer lo propio en las versiones Plata, Oro Rosa y Oro. En todos ellos, la banda continúa siendo visible, simplemente que ahora tiene ¿menos presencia?, estando solo alojada en los extremos. Sinceramente, para eso, podrían haberla dejado como estaba.

· La cámara sigue sobresaliendo y eso es algo que seguirá por tanto molestando a todos aquellos que odien este detalle en los terminales móviles. Personalmente soy una acérrima defensora de la "superficie continua", donde el sistema fotográfico no sobresale nunca de la carcasa ni forma protuberancias antiestéticas. Cierto es que si usas funda, este problema queda resuelto, pero en caso contrario, el sobresalto destaca.

· Tener un sistema de doble cámara para jugar con la profundidad de campo y no poder hacerlo porque hay que esperar a que el software se actualice es frustrante. Muy frustrante.

· El stock del teléfono en España y en otros países ha sido toda una decepción. Muchísima gente se ha quedado sin poder hacer la reserva, por ejemplo, del iPhone 7 Plus (del Negro Brillante ya ni hablamos) y las unidades de los modelos escasean. La previsión de Apple con este lanzamiento deja que desear.

· Aunque la unidad que manejo es de color oro rosa, ayer tuve oportunidad de tener en mis manos un iPhone 7 Plus Negro Brillante, ese modelo tan solicitado y que se ha visto agotado en cuestión de pocos días en varios países. No te voy a negar que es extremadamente bonito -de hecho, es el más resultón de todos-, pero es una pena que sea al mismo tiempo un auténtico imán para las huellas, marcándose con solo mirarlo –dicen que pasa tres cuartos de lo mismo con los arañazos, ojo con eso. Tengo el corazón dividido pero lo poco práctico que resulta en el día a día (salvo que le pongas funda y por tanto tapes su aspecto) me hace colocarlo en "lo peor".

Lo mejor

· Alguna cosa buena tenía que tener el hecho de que Apple haya respetado el diseño de su anterior generación: el buen hacer a la hora de crearlo sigue quedando aquí más que patente. El iPhone 6 Plus, el 6s Plus y por ende el 7 Plus son teléfonos muy atractivos a la vista, de buen grosor para el gran tamaño que tienen y de una excelente construcción que emana calidad por cada poro de su metálica carcasa. Sigue siendo uno de los smartphones más atractivos y mejor fabricados del mercado. Poco más se puede discutir aquí.

· El sistema de doble cámara del iPhone 7 Plus es sin duda un toque distintivo y una ventaja frente a su hermano iPhone 7. Apple ha decidido meterse de cabeza en un terreno que solo tiene pinta de seguir creciendo y lo hace con una propuesta sólida que en estas primeras 24 horas solo me ha dado muestras de rapidez y eficacia. Es pronto para valorar resultados, por supuesto, pero te contaré más en el análisis a fondo que haga en los próximos días.

· Por primera vez el iPhone viene con dos altavoces estéreo, disfrutando del doble de potencia acústica que el iPhone 6s. Puedo confirmarte ya que dicha diferencia se nota, bastante además.

· Esto es realidad no es una característica positiva solo del iPhone 7 Plus sino de cualquier equipo manzanero: iOS 10 corre mejor que nunca y todas las ventajas que Apple ha añadido a esta última gran actualización no hacen más que consolidar un ecosistema maduro, muy intuitivo y realmente cómodo de usar.

· Sí, llega tarde pero en la práctica eso da igual: que por fin sea resistente al agua mola. Mucho.

· El botón Home es una auténtica delicia. Igual que en su día quedé maravillada por la tecnología Force Touch del MacBook y elogié el 3D Touch del último iPhone, el Taptic Engine de la tecla principal del iPhone 7 Plus me parece una gozada de usar y toda una virguería tecnológica. Responde a la presión de manera perfecta, con una lectura de huellas, gracias al sensor Touch ID, que sigue siendo igual de rápida que siempre. Es cierto que al principio el gesto de pulsación es "raro" -especialmente si vienes de anteriores iPhones/iPads-, pero es algo que se soluciona con un poco de práctica para acabar de acostumbrarte a la nueva sensación. Descuida, será cuestión de... 24 horas.

All products recommended by Engadget are selected by our editorial team, independent of our parent company. Some of our stories include affiliate links. If you buy something through one of these links, we may earn an affiliate commission.
Popular on Engadget