El exprimidor conectado de Juicero es horriblemente caro y tremendamente inútil

Demasiada historia para servirte un zumo.
Drita
Drita|04.25.17

Sponsored Links

Drita
April 25th, 2017
El exprimidor conectado de Juicero es horriblemente caro y tremendamente inútil

¿Qué es lo peor que te puede pasar cuando lanzas un producto nuevo? Que un medio tan importante como Bloomberg te lo eche por tierra en un artículo demoledor en el que asegura que nadie lo necesita. Y eso es justo lo que le ha pasado a Juiciero, startup que ha fabricado un exprimidor de zumos que cuesta la friolera de 399 dólares (ojo, porque antes el precio estaba en 700 dólares) y que parece estar ahora en boca de todos. Tal es así que Ben Einstein, diseñador de producto, también ha querido analizar qué tiene de especial este exprimidor con soporte WiFi que utiliza paquetes propietarios de fruta y verdura -que puedes al fin y al cabo exprimir tú mismo con las manos- y ha escrito un largo artículo en el que intenta responder a la pregunta del millón: por qué demonios el aparato es tan caro.

Según Einstein, el Juicero Press es innecesariamente complejo y está formado, en más del 50% de su cuerpo, por componentes que sobran por lo laboriosos que resultan de trabajar. Se trata de piezas bajo encargo que la mayoría de las empresas pequeñas intentan evitar, de forma que si por lo general un equipo de una startup personaliza uno o dos componentes -esto requiere de una certificación adicional, claro-, Juicero tiene ocho, incluyendo un motor y una fuente de alimentación propios

Su diseño tampoco ayuda. El analista indica que muchas de las partes del exprimidor fueron tratadas con una técnica my costosa llamada sobremodelado que, como su nombre indica, moldea dos piezas de plástico duro con el empleo de una especie de polímero de caucho. Muchos compartimentos cuentan además con demasiadas piezas, de manera que por ejemplo se han empleado más de 20 elementos para mantener una puertecilla cerrada.

"Está claro que el ahorro de costos no era ni mucho menos una prioridad para Juiciero cuando diseñó este producto. [...] [Si] lo era, algo salió terriblemente mal", apunta con sarna Einstein en su conclusión. La compañía está ofreciendo el reembolso completo del aparato a aquellos que se hayan arrepentido de la compra tras el revuelo montado. Y es que quizás si el Juiciero Press se hubiese dirigido a otro tipo de público, la respuesta habría sido distinta, pero, claro, pensar que el usuario medio va a comprar un exprimidor por 400 dólares (estamos hablando de unos 365 euros al cambio) es ser muy poco realista. Por muy estiloso y conectado que sea el equipo.

All products recommended by Engadget are selected by our editorial team, independent of our parent company. Some of our stories include affiliate links. If you buy something through one of these links, we may earn an affiliate commission.
Popular on Engadget