Image credit:

Un adolescente holandés termina en la cárcel por robar muebles virtuales

Share
Tweet
Share
Save


Parece que la línea imaginaria entre lo virtual y lo físico es cada vez más borrosa. Resulta que un muchacho de 17 años terminó en la cárcel por robar muebles virtuales en el juego Habbo Hotel. Para los que no saben, Habbo Hotel es un juego MMORPG de gráficos 2D, en el que muñequitos pixelados tienen cuartos propios, decorables por los usuarios con unos aparatitos virtuales que cuestan *dinero de verdad*. El ladrón, en asociación con 5 quinceañeros, usó técnicas de phishing para conseguir las contraseñas de otros jugadores, y pasar los muebles al avatar de su posesión. Se vea como se lo vea, es un robo de alrededor de 4.000 euros, pero el hecho de que los bienes sean virtuales hace que esta noticia termine en los titulares. Lamentablemente para el chico, la cárcel no es virtual.

[Vía Joystiq]

From around the web

ear iconeye icontext filevr