Image credit:

Toyota revisará 1,9 millones de Prius por un bug en su software

0 Shares
Share
Tweet
Share
Save

El Toyota Prius puede presumir la estrella del segmento híbrido, el precursor de la electrificación automovilística (incluso si Musk solo quiere ojos para Tesla) y la base para el proyecto de vehículo autónomo impulsado por Google, pero también una compleja colección de componentes y líneas de código susceptibles de fallar como en cualquier otro vehículo. De hecho, el híbrido estrella de Toyota ya acumula varias llamadas a revisión oficiales, pero la última es una de las más grandes hasta la fecha: en total serán 1,9 millones de unidades las que deberán pasar por el taller para evitar un posible sobrecalentamiento de su motorización híbrida. De ellas, 16.000 fueron vendidas en España.

De acuerdo con la descripción oficial facilitada por el fabricante japonés, un fallo en la programación de la unidad de control del inversor del Prius de tercera generación podría "provocar un sobrecalentamiento de los transistores de la Unidad de Control Electrónico del citado inversor. En el hipotético caso de producirse dicho sobrecalentamiento, si se llegase a deformar el transistor, podría suceder que el vehículo pasase a funcionar en modo de 'conducción de seguridad' ('fail safe mode'), encendiéndose un testigo en el cuadro de instrumentos y reduciendo la potencia" del vehículo".



A pesar de que automáticamente "híbrido" y "sobrecalentamiento" son dos palabras automáticamente asociadas con incendios como los recientemente registrados por alguno de sus rivales impulsados íntegramente a baterías, este fallo de software no debería enviar a ningún Prius al inframundo automovilístico envuelto en humo y llamas. Simplemente su rendimiento será reducido para evitar problemas mayores, permitiendo conducirlo hasta el taller o un lugar donde poder esperar a la grúa.

Toyota indica que por ahora no se ha producido ningún accidente a consecuencia de este bug, pero lógicamente insta a los propietarios de un Prius a que se curen en salud y se acerquen por sus concesionarios tan pronto como les llegue la notificación de revisión oficial, que será lógicamente gratuita.

[Vía Reuters]

From around the web

ear iconeye icontext filevr