Image credit:

El gobierno de los Estados Unidos saca a la luz vídeos de 210 pruebas nucleares

Hasta ahora se trataba de material clasificado.
0 Shares
Share
Tweet
Share
Save

Más de 10.000 cintas de grabación estaban empezando a descomponerse en los rincones más recónditos de los Estados Unidos. Esos lugares eran centros de alta seguridad, y el contenido de las películas era ni más ni menos que grabaciones de las pruebas nucleares que el gobierno realizó entre los años 1945 y 1962. Es decir, material sensible que ha permanecido clasificado hasta que el Laboratorio Nacional Lawrence Livermore se ha encargado de restaurar las cintas para posteriormente digitalizarlas y compartirlas con el mundo.

Y es que de no haber entrado en acción toda la información de gran valor se habría perdido por culpa de la descomposición de la propia película. Por ahora 750 cintas han sido desclasificadas, y los laboratorios han comenzado a compartir a través de YouTube un primer avance con algunas de las pruebas. A cuál más sorprendente.

La tarea de digitalizar las películas no ha sido nada fácil, ya que para empezar han necesitado varios años para encontrar todas las cintas. Una vez con ellas en posesión, necesitaron convertir un escáner de cintas de Hollywood para adaptarlo a la densidad en la que se grabaron las películas, una calibración muy importante que afecta directamente a la manera en la que posteriormente se reproducirá la película. Y eso es algo extremadamente esencial para poder analizar las grabaciones correctamente. Tal es la importancia, que se tuvieron que reescanear muchas más tras comprobar que los cálculos de los ajustes no fueron los adecuados.


Piensa que si la velocidad de reproducción no es la adecuada, los científicos no podrán estudiar correctamente sobre cómo la explosión crece y a qué velocidad. De ahí que los cálculos en los ajustes sean tan importantes hasta el punto de crear un proceso automatizado con MatLab y Python que se encargaba de automatizar y acelerar el proceso.

Este proyecto empezó ya hace 5 años, pero todavía quedan muchas cintas por digitalizar, un trabajo para el que estiman que necesitarán un par de años más. Un esfuerzo que sin duda merecerá la pena, ya que tal y como el director del proyecto, Greg Spriggs ha declarado, probablemente no haga falta volver a hacer una prueba nuclear si mantenemos intacta esta información y seguimos siendo conscientes en el futuro de cuánta devastación puede causar.

Puedes ver todos los vídeos publicados hasta ahora en esta lista de reproducción.

From around the web

ear iconeye icontext filevr