Image credit:

El youtuber PewDiePie vuelve a liarla con un comentario racista

Una fea palabra que 'empieza por N' ha sido el problema.
Drita, @drita
09.11.17
0 Shares
Share
Tweet
Share
Save

PewDiePie no ha aprendido la lección. Eso o tiene una memoria muy, pero que muy corta. Hace apenas 7 meses que supimos de su polémica broma antisemita y cómo esta le llevó a perder algún que otro contrato importante con firmas muy poderosas -fue el caso de su ruptura con Disney y la división Maker Studios. Hoy tenemos que hablarte de otro episodio "fuera de lugar" por parte de este famoso youtuber.

Felix Kjellberg, que es su nombre real, estaba haciendo streaming en directo y en vídeo mientras jugaba a una partida online de "PlayerUnknown's Battlegrounds". Todo iba con absoluta normalidad hasta que en un momento dado soltó: "What a fucking nigger", una expresión con la que claramente hacía alusión al color de piel de su oponente en un claro comentario racista. Segundos después, el youtuber se dio cuenta de su metedura de pata y pidió perdón, pero, claro, el daño ya estaba hecho... y retransmitido a cientos y cientos de personas.

Tal es así que el vídeo con su expresión no tardó en hacerse viral, llegando incluso a oídos de gente de peso. Entre ellos se encuentra Sean Vanaman, desarrollador de Campo Santo y responsable de "Firewatch", quién ya anunció que se acogería a la DMCA (la ley de Derechos de Autor para Medios Digitales) para que retiren los vídeos de PewDiePie en los que aparezca su juego. La indignación de Vanaman no se queda ahí; en su cuenta de Twitter también se ha despachado a gusto, declarando que está harto de que "este niño" tenga oportunidades de ganar dinero con lo que ellos hacen y que asociar sus títulos con Felix no haría más que respaldar a un "propagador de basura despreciable".

Como señalan en Kotaku, esta reacción de Vanaman podría haberse visto alimentada por el hecho de que el pasado, PewDiePie subió una reproducción competa de Firewatch que actualmente cuenta con 5,7 millones de reproducciones en YouTube -claro, ahí el YouTuber ha tenido que ganar mucho dinero. Ahora dicho vídeo aparece eliminado de la cuenta, por lo que Campo Santo ha debido seguir con su plan y acogerse a la DMCA.

Es de esperar que este frente abierto traiga cola, ya no entre Campo Santo y Felix, sino también con ostras firmas o marcas que se vena ofendidas por las desafortunadas palabras del youtuber. A veces no todo vale para hacerse el gracioso.

From around the web

ear iconeye icontext filevr